viernes, 1 de febrero de 2013

Especial: Guns N'Roses - Live At The Ritz '88

Apocalypse Brother's

Hablar de este concierto es hablar de una fiesta de Rock N'Roll, una fiesta sucia y visceral, es una patada en los cojones y a la vez un lametón, para ponerte en esa primera fila tienes que tenerlos cuadrados, pero más de uno y mil mataría por poder haber estado ahí delante y esto es un poco la magia del rock.



Guns N'Roses venían de grabar su primer disco "Appetite For Destruction", que a pesar de no cosechar buenas ventas en su primer año, tras poner la MTV el videoclip de "Welcome To The Jungle" a las cuatro de la mañana un sábado… arrasó. Y es que la peña ya estaba hasta los cojones de tanta laca y moñadas. Llegaron con su rock sucio pasado por blues y sus pintas de macarras, no tenían competencia y en éste concierto nos lo demuestran.

El espectá-culo comienza con las primeras notas de "It's So Easy" aporreadas por el más punketa de la banda, Duff McKagan, que por ese entonces para mantenerse en pie bebía al día un litro de vodka… ¡Madre mía er bicho!


Llegado el momento álgido del concierto con "Sweet Child O'Mine", el erótico y elegante Izzy Stradlin, ya nos ha demostrado de sobra que es la piedra angular de la banda… que clase tiene el cabrón. Por cierto, nos jode bastante a los Apocalypse Brother's lo muy infravalorado que está, pues componía la gran mayoría de las canciones.


¡¡Suena "Welcome To The Jungle", me cago en la puta, éste tema hoy en día sigue sonando amenazante!! Slash, miembro que en un principio rechazaron por ser demasiado "bluesero", nos deja en éste temazo lo que después todos adoraríamos… solos hard rockeros cargados de blues agresivo. Uno de los mejores guitarristas de la historia.


Por estas fechas, el grupo vivía en un piso asqueroso lleno de cucarachas y cajas de pizzas llenas de letras que iban componiendo, eran los más desfasados… unos auténticos hijos de putas peligrosos y ellos lo sabían. Llega "Nightrain" con un Axl Rose salvaje aguantando todas las notas como un cabrón, no solamente en esta canción, todo el concierto es una demostración de garra y poderío. Se desgañita, corre y nos demuestra sobradamente que es uno de los grandes en esto del Rock N'Roll.

                          
Steven Adler, esa melena rubia escaldá del fondo feliz por tocar en la banda más peligrosa del mundo, no solo tiene un carisma de cojones, el cabrón no para y le inyecta una agresividad y un toque guarro que perdería la banda con su expulsión. Expulsión por consumo de drogas en una banda de Rock, por cierto, esto tiene que ser una broma que dura ya 23 años.


Esto es Paradise City y a esta altura ya los Guns están jodidamente desbocados. Peña intentando subir al escenario, seguratas hasta los huevos de echar a pelusos pa'bajo, Axl Rose entrando en cólera y lanzándose al público, Slash en una escena para la historia compartiendo un orgasmo con su Gibson despatarrao por el suelo, mientras que Izzy, Duff y Steven lo dan todo. Esto es Rock N'Roll, esto es un concierto y no las putas mariconadas de ahora.



Set list:
It's So Easy
Mr. Brownstone
Out Ta Get Me
Sweet Child O'Mine
My Michelle
Knockin' On Heaven's Door
Welcome To The Jungle
Nightrain
Paradise City
Mama Kin
Rocket Queen


Vía | YouTube

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada